23.12.10

Fujiya & Miyagi: Ventriloquizzing

Por fin, después de una serie de eventos sorprendentes puedo empezar a redactor y que mejor para retomar el camino que el nuevo y genial disco de la banda de Brighton: Fujiya & Miyagi.
A inicios de mes comenzó a sonar este disco en mi reproductor, sin fijarme en nombres y con las ansias desbordadas pude darme cuenta que en Ventriloquizzing, nombre que lleva este su 3er álbum, volvieron a jugar con las mismas piezas, deconstruyendo y construyendo nuevos ritmos, sonidos mutantes que vuelven al origen que les caracteriza y que realmente provoca un deseo constante por la siguiente canción.
Sonidos quiméricos desde la primera canción homónima al álbum en los cuales parece que llevan la consigna de ir elevando el pulso hasta creer que en el siguiente movimiento se podría estallar, sin embargo, siempre se puede resistir un poco más y nos mantienen plácidamente suspendidos en el clímax sónico.
Después de “Ventriloquizzing”, la entrada de “Sixteen Shades of Black & Blue” es fascinante (Quizá una de mis favoritas), diferente siendo lo mismo, ya que me recuerda en demasía su primer sencillo del disco anterior, sólo que éste lleva un sonido más ligero, menos sintético y más blusero.
Podría hacer mención de una característica particular de cada canción, pero no es la idea, simplemente deseo hacer mención de 11 rolas exquisitas, con tonos agridulces, sesgos dramáticos y sintetizadores ligeramente melancólicos y trágicos en algunos casos respaldada por esa excelente voz que en Ventriloquizzing a jugado un papel fundamental.
Uno de los primeros discos altamente esperados para el siguiente año y que se disfrutaré en demasía y compensación en época bolsas negras.

2.12.10

Algo que pudo ser una carta

Hoy no tengo ganas de escribir, me duelen los dedos y el teclado se tiñe de rojo cada que intento poner un recuerdo. Por eso lo olvidaré.
Ganas de nada y menos de ti. Quizá por ello el aroma de las calles se impregna con tu imagen y entonces crees que puedes hacer lo que te plazca. Vienes y te metes a mi cama justo en el segundo que sé que dormiré. Me calzo, me cubro y salgo siendo más yo desnudo. Entonces cada color me hiere y me place. He aprendido a andar sin nadie, leo para que no se me terminen las letras. A veces, déjame contarte, recorto unas cuantas letras, las voy dejando aquí y allá, soplo, limpio, barro, camino, y ellas mismas se van acomodando, entonces intento formar una historia con silueta y, justo en ese instante, en que la letra se transforma en imagen, me da por pintar. ¿Qué hago para sobrevivirme?
He terminado la canción, pero me angustia como podría sonar fuera de la acústica que me proporcionan estás paredes que la envuelven. Sabes que sería capaz de malgastarme para escucharla una y otra vez hasta aprendérmela e investigar para quién fue compuesta. Es como esas pequeñas cosas a las que jugábamos con tu cuerpo, sonidos predilectos y desconocidos que me proporcionabas sin intención alguna, con su autonomía más propia que tuya. Mi curiosidad ansiosa a través de horas y tu quietud insegura ante lo que no sabías que surgiría. Todo podría pasar y en eso radicaba nuestro verdadero placer. Así, en esa misma situación me siento una y otra vez cada que la escucho. Lo raro, es que ya está terminada; mejor cambiaré el disco.
No he tenido tiempo de escribir, aunque pensándolo bien, este tiempo me la he pasado en ello, entonces, no he tenido tiempo de ser. Me gustaría mostrarte los colores que escucho, seguramente bailarías, me detendrías e investigarías de que va cada uno. Estarías respirando detrás de mi hombro y me preguntarías por qué mis dedos no paran y entonces querrías una historia reflejada en tus ojos al tiempo que me besarías el cuello y me darías las gracias, por supuesto, yo ensimismado y confuso no entendería absolutamente nada y seguiría trabajando. -Por eso te quiero-, dirías y te sentarías frente a mí, sin sentido y sin causa.          -Porque tus letras siempre cambian-, terminarías por decir y ofrecerme el último trago con tus labios. Y yo, sigo en la ignorancia. Ahora te sorprendería la facilidad con la escribo, no así la que cuento. Tú enfrente y yo en tus ojos, seguirías leyéndome.
Justo ayer me preguntaron por ti y que feliz fui al no tener idea. Porque te vivo tal cual eras, sin luz ni ojos, ni maquillaje y con tu vieja lencería, así, sólo así, con toda tu forma de desplazarte cada vez que te daba sed a media noche. A veces no te peinabas y, peor aún, detestabas lavarte la boca. Venías, me besabas y te impregnabas de nosotros; nosotros en estado natural. Y entonces te extrañe y me divertí tanto conmigo sin ti. Imagine las historias que leerías en mi y que realmente te sorprenderían. Hablaba tan fuerte para que no me escucharas, pero el cansancio me embargaba. Callaba y sabía que en ese momento dirías, -lo mejor de tus letras es que no tienen sonido-, por ello, mi diversión ha sido en silencio, para que no me culpes de seguir aquí.
Hoy comí bajo la cama, metí un libro de cuentos y te conté uno creado a partir de todos los que en él habitaban, frases al azar en páginas azarosas. Me encantaba que hicieras eso. Realmente disfrute tanto hoy contigo como si aquí estuvieras y creo que por eso, hoy no tengo ganas de nada y menos de ti.
Espero encontrarme otra vez conmigo a través de tus ojos.
Olvido
93

25.11.10

The Smiles & Frowns: The Smiles & Frowns

No entiendo de razones, creo en las coincidencias y más si fluctúan cerca del Círculo Polar; en ocasiones intento encontrar aquello que sé bien no he de encontrar a pesar de haberlo encontrado hace tiempo.

No me gusta hablar de colores y peor aún cuando dejo huella de ello.

Quizá por eso, algunas letras atraen mi atención, las devoró, círculo orgánicamente y la curiosidad emerge para descubrir o comprobar la veracidad o intención de las mismas.

Leo: “Retacitos de una tela alguna vez mal cortada con colores que ya no existen o que aún no se han inventado”

Entonces todo se detona y me detona:

Siento: placer absoluto por descubrir si uno de eso colores se asemejan a aquellos que no existen y los guardo en mi habitación.

Veo: múltiples formas caleidoscópicas que invaden y absorben cada uno de los objetos que me rodea, yo contando como uno más, fabulosamente aterrador.

Toco: instrumentos que nunca aprendí, inocencias maquiavélicas y silencios de ecos que siguen retumbando aún después de la siguiente canción.

Inhalo: actos, sensaciones, experiencias y cosas que he perdido en mi interior. Todo lo dejo a un lado, las olvido e intento respirar de nuevo. Sólo se trata de saber que se puede volar sin importar la fractura de un brazo y lo mejor es poder hacerlo.

Degusto: Notas que proyectan no sólo sonidos, sino imágenes predispuestas con sabores. Delicadeces tan intensas que humedecen la atmosfera y nos dejan en completo vacio con uno mismo.

Todo este conglomerado es generado por The Smiles & Frowns, con su disco homónimo que salió en el 2009, pero que apenas acaba de girar en mi. Realmente lindo, re-lindo sería la intensidad para describirlo. 24 minutos tristemente dulces. Analogando, podría ser el recuerdo de algo que no se quiso olvidar porque el sufrimiento era parte del placer.

Canciones como “Mechanical Song”, Sam” y “The Echoes of Time” o “the Memory Man” son sumamente deliciosas.

11.11.10

Diego Vasallo: Canciones en ruinas

Que difícil describir un disco cuando este refleja una forma de vida emocional, en la que la nostalgia y la melancolía son el eje principal, brindando un gran placer y disfrute de la misma tristeza.
Si bien es un disco que ha girado desde hace un par de meses, ahora, lejos y no tan lejos del propio olvido, frente a la vitrina de este museo de soledades que reflejan a uno mismo exhibiéndose desfragmentadamente, me ha incitado a colocar un poco de él.
Elementos que reconstruyen emociones, tonos acústicos de fondo; una voz que llama al desgarre emocional; letras que incitan a las soledades cristalinas y ecos de vacío continuo es lo que se puede encontrar en el último trabajo de Diego Vasallo.
Un disco que desde el título sé que al escucharlo erosionara recuerdos, vivencias, sensaciones y sufrimientos que pueden deleitarse una y otra vez con mayor intensidad. Canciones en Ruinas permite desdoblarnos y beber con nuestro propio dolor.
La atmosfera que crea con canciones como “La tarde”, “Donde palpitan las cosas”, “A ras de noche” e “Ingravidez”, ésta última mi mayor dolor, son signos que bien podrían cantar los Skratchers, tipología que me ha contado una boca ajena. Inclusive, me ha permitido releer Reemplazo para formar ese conglomerado que tanto me deleita.
Por cierto, y como golosina, se puede finalizar con la versión que hace de The Smiths en “Vuelve un poco de lo que perdí”. Este es un claro ejemplo del placer que puede tener la melancolía en notas sónicas.

4.11.10

Caribou: Swim Remixes

Después de escuchar Swin, Caribou se puso en el top de la música electrónica psico, varios muchos voltearon a ellos, y si bien el disco es una maravilla, ¿por qué no crearle una dimensión alterna?
Para ello, Caribou tomo algunos temas y los remezclo con algunos amigos que se encontró como Junior Boy, Fuck Button, Dj Koze, Moto City Drum Ensemble, Walls, entre otros y simplemente lo nombro Swim Remixes, en donde hasta la portada quedo remixeada, jaja.
Entre mis preferidas se encuentran Leave House, Odessa, Jamelia y Kali. En donde me otorgan sonidos electrocosos que fluyen cual buen trago de whiskol.
Sin más que decir del disco, sé que hay una persona que se sorprenderá del mismo y encontrará la fomra de escucharlo para saciar su curiosidad.

Jane Birkin et Serge Gainsbourg: Jane Birkin et Serge Gainsbourg (2010 light in The Attic Reissue)

La gran mayoría de los ojos que leen creo no existían, algunos no habían oído hablar de esta fabulosa pareja, la cual fue un icono durante la década de los 70’s en París.
En las carpetas había colocado un disco que se reedito hace poco de Serge, arista-músico-autor-actor que a bien se relacionó con grandes figuras del cine y del arte de los 50’s hasta finales de los 80’s. Algunos creo que si bien no ubican a Serge, pero quizá sí por ser una generación más reciente a su hermosa hija francesita Charlott Gainsbourg, la cual en 2009 tuvo a bien ser nombrado su disco IRM como uno de los mejores discos del año, en el cual tuvo participación Beck.
En fin, Jane y Serge son los padres de esta niña. Y me da un harto de gusto poder encontrar de nuevo el lanzamiento de este fabuloso disco homónimo. Un pareja por demás erótica, que causo furor y destilaban amor (en el amplio sentido de la palabra) por cada poro y espacio que habitaban.
Me fascina la forma de contar canciones, las resonancias orgásmicas que se presentan de vez en vez y sonidos deliciosos que deleitan mis pupilas. Un disco para hacer el amor con toda la calma del mundo.
Por supuesto, este disco se presenta con la fabulosa y quizá más conocida canción Je T'aime Moi Non Plus el cual se grabo con simulación de orgasmos de Brigit Bardó y que ante la presión de su imagen social desistió del lanzamiento, y es ahí donde entra Jane  para tener el éxito que hoy día siguen contando.
Otras canciones como 69 Année Érotique, L'anamour, Les Sucettes, Elisa y 18 – 39 nos muestran porque el placer de haber encontrado un relanzamiento del mismo. Un disco suculento que a unos tantos se que les vendrá placenteramente emocional.

The National: High Violet (Expanded Edition Bonus Track)

Ha últimos día he perdido el tiempo, encontrado y reencontrado y aún así he seguido perdido, con días cansados, francos y a punto de ojos hechos agua; me he encontrado un disco, o mejor dicho, una extensión de un disco que por demás podría ser un disco por sí sólo.
Sin tiempo para escribir, no he podido detener mis dedos para proyectar este Expanded edition Bonus track que ahora The National nos otorga a poco tiempo de haber lanzado su último disco. Éste lleva por nombre High Violet y es una especie de prolongación musical a lo que recientemente nos acaban de ofrecer.
A mi parecer, podría imaginar que son algunas canciones excelentes que no tuvieron cabida en el disco anterior, pero que era demasiado desperdicio no haberlas dejado tocar por la aguja del tocadisco. He ahí su increíble idea de un Bonus track ante su arrepentimiento de querer desecharlas.
Este High Violet (Expandet edition Bonus track) cuenta con 5 nuevas rolas en donde encontramos de una manera muy limpia la canción de Terrible love; o con un ritmo diferente y sorprendente, con una base de piano, algunas trompetas, chasquidos de dedos y un ritmo más febril al que nos tienen acostumbrados en Wape Up Ypur Saint; una magnifica You Were A Kindness que me recuerda a una interpretación de Leonard Cohen; Walk off y Sin-Eaters nos permiten abrir el espectro para las siguientes 3 rolas que son parte del anterior disco pero en esta ocasión interpretadas en vivo lo que les otorga otro matiz, éstas son England, Bloodbuzz Ohio y Anyone´s Ghosth.
Un disco al que yo le borraría la cintilla de Bonus track y lo tocaría como uno más de este hermoso y melancólico grupo

18.10.10

Comando Suzie: El Hombre Sentimental

“Nos vamos a gustar y nos vamos a acostar y viviremos un tiempo entre nubes, diciéndonos cosas que si las pensáramos ahora mismo nos moriríamos de vergüenza. Pero al final todo se estropeará y nos partiremos la crisma contra el suelo”.
Lo anterior es la cita con la que Comando Suzie empieza este nuevo disco y nos predispone para todo lo que viene.
Este su 2° disco lleva por título El Hombre Sentimental y eso es precisamente lo que podemos escuchar a lo largo de 10 canciones en donde escuchamos una voz grave que inmediatamente se asociará al gran Corcobado, enseguida, conforme van pasando canciones se nota la gran influencia de Corcobado en Comando Suzie, no sólo en la música, también en la forma de cantar.
Encontramos una serie de emociones y sensaciones que van desde la decepción hasta el anhelo, despecho, enamoramiento, odio y salvación, todo entre ligeros sintetizadores y sonidos que otorgan una atmosfera involuntariamente melancólica, completamente en negro y blanco.
Canciones como “biología, “amor idiota”, “2025”, “la canción de ella”, “Val existe” en donde existen letras negras con sentimientos hirientes.

14.10.10

Varios: Vampire Weeemix

A veces creo que hacer un cover, más allá de lo divertido y diferente que pueda ser, algunos simplemente utilizan grandes canciones como catapulta, hacen uso de la base de la misma pero descontextualizan o crean algo completamente diferente (bien podría denominársele anexo) a lo que es. Lo cual no quiere decir que esté en contra de aquellos que quieren plasmar su sello, su identidad y realmente haya una neo-construcción de la misma canción. Inclusive, algunos sabrán de mis gustos por los covers/remixes sin embargo, la selección natural casi siempre hace su trabajo.
Lo anterior se debe a que he encontrado un disco que me ha sorprendido en ambas polaridades. Hablo del disco de Vampire Weeemix. Así es, varias canciones remixeadas del grupo Vampire Weekend.
Lo positivo es la diversidad y frecuencia análoga sónica de cada canción, algunas que realmente me sorprenden y gustan en demasía, otras no tantas, por supuesto. Lo negativo es que son pocas las canciones y muchas las versiones, 19 en total, una limitante para escuchar de corrido el disco.
En fin, en esta versión bloggera no solía poner el listado, sin embargo, en esta ocasión lo creo pertinente para que tengan una idea más clara.
P.S: Las marcadas en negro son mis favoritas…

1. Horchata (Christian TV Remix)

2. White Sky (Bukez Finezt Remix)
3. A-Punk (Douchka Rmx)
4. The Kids Don’t Stand A Chance (Miike Snow remix)
5. Ottoman (Redlight Remix)
6. Cousins (Toy Selectah Remix)
7. Contramelt A
8. Contramelt B
9. Horchata (KiD COLA Remix)
10. Oxford Comma (Burntpiano Edit)
11. The Kids Don’t Stand A Chance (Chromeo Remix)12. One (Hunk The Drunk Edit)
13. Ottoman (Mikes House Remix)
14. Walcott (Insane Mix)
15. Horchata (Martin Vidal Remix)
16. Horchata (GMGN Remix)
17. Cape Cod Kwassa Kwassa (Teenagers Remix)
18. Cape Cod Kwassa Kwassa (Black Dominoes remix)
19. Giving Up The Gun (LOL Boys Bootleg)

The Concretes: WYWH

Después de 3 años, por fin he encontrado el nuevo disco de una de mis bandas favoritas, The Concretes. Me fascina su indie-pop sencillo, rico y con algunas letras que cortan tan finamente que impiden desangrarse por completo.
En WYWH, encontramos un pop característico de Estocolmo que ha encontrado en Lisa Milberg una voz, que si bien no reemplaza a Victoria Bergsman al explorar el lado solista con su gran disco East of Eden con su grupo Taken By Tree, que no les ha quitado en nada un poco de identidad.
Me encanta el giro que le han dado a este nuevo disco, pueden escucharse más electrocosos, sintéticos y bajos, pero sin perder el estilo, como se puede escuchar en “Crack In the Paint”, “All Day” y “ What We've Become”, música sesentera que no encontraba lugar hasta nuestros días y en The Concretes, además de una portada Daliniana que me fascina.
Una banda para aquellos que les gusta la línea de Belle & Sebastian y, sobre todo, Camera Oscura. Deberán paladear canciones como “Good Evening”, “My Ways” y “Sing for Me”.
Un dato de esos que no suelen importar es que The Concretes está incursionando con WYWH en la compañía discográfica de los Friendly Fire.
El disco saldrá a principios de noviembre y para aquellos que deseen esperar valdrá la pena, porque yo soy un desesperado.

The Cavalcade: Many Moons

Hoy, al despertar, he reconocido en mi cabeza la canción de “Meet You In the Rain”, no estoy seguro si se debía a mi estado emocional y/o a las condiciones climatológicas. Sin embargo, me quedo muy claro que el disco que hoy debería estar dando vueltas en cualquier sonido que llegará a mis oídos era Many Moons, el nuevo disco de The Cavalcade, un excelente dúo británico que con su pura portada me entregaba ese cielo gris y nostálgico británico tan lejos y cerca de uno.Con claras influencias de The Smiths y un pop excelso y británico, nos traen su primer disco, después de uno o dos Ep´s el año pasado, con una fabulosa portada, que no me pregunten por qué, pero me proyecta inmediatamente el disco del maestro Morrisey: Ringleader Of The Tormentors .

El disco, con sonidos claramente ochenteros, nos otorga un inicio magnifico que da pauta para recibir por completo melodías perfectas y en la misma frecuencia, incluso, algunas de las canciones pueden escucharse similares, lo que permite proyectar 49 minutos de una misma y melancólica atmosfera.
Hoy, un día que nos advierte o previene de la casi próxima época “bolsas negras”, podemos encontrar a The Cavalcade adelantándose de la misma forma y que seguro disfrutarán y escucharán en sus radios en los próximos días o semanas, sobre todo, y espero, con la canción Meet You In the Rain” o “Dreaming to Some Purpose”.

12.10.10

Unkle Bob: Shockwaves

La portada fue el principal factor, un deseo inmenso por un salto cargado de mi mismo hacia algo que nadie está seguro de verlo.
Enseguida y de inicio, la primera canción con la que me estrello es “Satelite” (mi favorita), un rock clásico, sincero, y fabulosa forma de presentar Shockwaves, segundo disco, si mal no recuerdo, de Unkle Bob.
Lo que lo hace aún más intravenoso son los ritmos que presenta en canciones como “In my Head” o “Let It Go” después de ese gran salto. La sencillez es lo que va caracterizando, últimamente, a diversos grupos; franqueza, sin tratar de crear algo más allá que música y a Unkle Bob se le da muy bien.
Títulos que dictan la línea del disco y las letras con sonidos que permearán habitaciones rotas como “Giving It All Away”, “Proud”, “Let It Go”, “So Sorry”, “Giving It All Away”, “Lost Without You” entre otras tantas letras hirientes.

Darren Hayman and Secondary Modern: Essex Arms

Puedo decir de inicio Darren Hayman & Secondary Modern han hecho un disco muy bonito, triste y melancólico. Las canciones, sonidos, instrumentos y la sinergia entre ellos es en demasía altamente lograda. Nos mantiene en una línea emocional que nos permite sobrellevar y disfrutar de una nostalgia cotidiana a un ritmo sumamente elegante y divertido.
El disco que lleva por título Essex Arms, abre con un ritmo lento, suave, delicioso con la canción “Be Lonely”… “baby, it´s Okey, lets go…” engañándonos sobre el ritmo proyectivo que creemos mantendrá a lo largo de 12 cancones. Pero, oh sorpresa¡¡ enseguida nos cambia de ritmo con un dúo fabuloso de voces con un pop-rock-folk-indie con ritmo sesentero y sensaciones recientes en la canción “Calling Out Your Name Again” en las que además participan The Wave Pictures, Fanfarlo y Emmy The Great. El ritmo identitario y propio de Darren nos permite apropiárnoslo y amoldarlo tan sencillamente que ocasionalmente nos permite gritar emocionalmente después de creer que se lleva una charla linda y expresiva, como en la canción “Nothing You Can Do About It”, rola que permite el desahogo total una vez que ha terminado el disco, la única energía guardada echa expresión.
En palabras del propio Darren: “Las canciones tratan sobre el amor en sitios hostiles”. Qué más decir ante eso? Simplemente que estas baladas bucólicas les caerán de maravilla en tiempos de inestabilidades urbanas.

4.10.10

King Of Leon. Come Around Sundown

Después de un par de semanas en las que me he encontrado en alerta por este disco, por fin, está en mis oídos. A unos minutos de filtrarse podemos escribir sobre el nuevo disco de King Of Leon.
Come Around Sundown es el título de su nuevo acetato. Después del cambio comercial que hicieron en su anterior disco Only By The Night hace 2 años, creo que intentan regresar a la época de melenas y barbas largas y, bien leído esta, sólo hacen el intento, pues aún se logra encontrar en canciones como “Radioactive” (su primer sencillo) sonidos que los ligan a su pasado reciente. No entendí, ¿cuál es el punto de promocionar un sencillo que suena a su disco anterior?
Algunos mencionan que King Of Leon no necesita reinventarse ante el legado de sus 4 discos anteriores, sin embargo, la reinvención ya la ha realizado en su música, a veces imperceptible debido a la fabulosa voz que tanto caracteriza y carga con la imagen del grupo. Requintos que antes ni imaginar como en la canción “Mary” en la que incluso la voz experimenta con algunos solos que no resultan completamente de mi agrado.
Estos detalles no provocan una inclinación negativa, simplemente son detalles que me sorprendieron.
Podríamos decir que es un gran disco en el que se reencuentran un poco con su sonido anterior en canciones como “Pyro”, “The Face”, “Beach Side” y algunas otras en las que pareciera que incluyen toques electrónicos como en “Pony Up”, aunque no lo sean, ja.  
Realmente vale la pena darle algunas vueltas, sobre todo después de escuchar “Pickup Truck”, la última y más representativa rola que plasma con mayor encono la identidad del grupo de éste grupo.

Capitulo tres: Los tenis azules

He caminado hasta donde he podido, no son las ganas, esas quizá estén guardadas en alguna persona que no es mi amiga; tampoco es la falta de ejercicio porque a veces intento fumar cada que puedo o se me antoja; incluso, no creo que sea la botella de whisky que deje encargada a mi soledad; ni la falta de sombra cuando aquella mañana deje de ser más yo; pero he caminado, y justo cuando creí que era todo lo que podía andar, me di cuenta que acababa de empezar, con menos azul que el de costumbre e infinitas formas de leer con los dedos.
Tratando de crear la retrospectiva del olvido….
…Ella estaba de pie frente a mí, con toda la perversa candidez que tomo del closet antes de salir de casa. La forma en que me detuvo, sin tocarme, sin acercarse. Simplemente deteniéndose, levantando la mirada, un cambio de gesto instantáneo que lleva de lo taciturno a la sorpresa y además… desplegando su olor, con tanta naturalidad, que permitió generar un espacio vacío, el cual, envolvía a ambos, otorgándonos la intimidad necesaria para intercambiar esencias.
Por mi parte, andando sin sentido, cuestionando las banalidades de la cotidianeidad, aburrido de la gente y de uno mismo, tratando al suicidio como un juego en el que intento dejar de ser espectador, un paso seguido de otro, la tristeza después de la melancolía, siguiendo a la nostalgia en forma de papel periódico con una nota que dejó de ser noticia, observando a gente que han dejado de ser personas, multitudes y curiosidades mórbidas e inestáticas, todo a una velocidad diferente y suculenta a la mía… enseguida y sin sentido algo me detuvo…
El impacto ha sido indescifrable, sus pantalones ceñidos que proveían un descanso placentero a mis dedos entre sus piernas, las botas con ese tacón que se metamorfeaba en cuchillo e intentaba penetrarme los hombros justo antes que me pidiera penetrarla cuando jugábamos a ser indiferentes; la blusa que tantas veces grito que la arrojara y esos pequeños detalles que la caracterizaban y diferenciaban de ella misma. Sus manos que algunas tantas veces intentaban hacerme suyo a través de rasguños y su inconsistente forma ajena de cambiar el contexto. Yo paralizado y con mis pies andando. Todo esto bajo el contraste de una pequeña caja en color azul con un moño en rojo que llevaba entre las manos y la cual era el punto generador de todo lo que alrededor se producía y reproducía.
El silencio era el sonido predilecto entre ambos, teníamos formas diferentes de comunicarnos con nosotros mismos y nuestros cuerpos, queríamos saber las reacciones que podíamos aún provocarnos, el miedo hizo presa de nosotros, el caos se originaba en algún punto y el efecto hacia mella en nuestros cuerpos.
La respiración comenzaba a acelerarse; su pie se movía como si quisiera cavar un hoyo en la acera tan solo con la punta del zapato; yo intentaba acariciar lo bajo de mi espalda ante el inútil deseo de haber dejado las manos en casa; un pequeño golpeteo provenía de la caja, el origen de éste era causado por la desesperación de sus dedos. Todas nuestras reacciones, bien sabíamos, era a causa de saber que la ropa nos estorbaba.
Comencé a contarle algunos cuentos con mi cuerpo, ella iba leyéndome con gran lentitud, sin tiempo y sin ojos. Dejamos de lado detalles corporales, empezamos a jugar con nosotros mismos de nuevo. Gritaba, mordía, lamíamos, dejábamos entrar y salir a cada uno del otro. Solo bastaba cerrar los ojos y mantenerse inmóviles e impávidos.
Terminamos por reconocernos y ante la ausencia obligada nos limitamos a estirar los brazos, ella otorgando y yo recibiendo, un intercambio de olvido y vació por silencio y soledad.
La irresistible necesidad por el otro nos paralizaba, nos enmudecía y sin esperar más volvió al silencio algo insoportable en mi ser echando a correr, salpicando con su humedad a la multitud y sólo gritando algo que hoy día se me ha vuelto un estilo de vida…
El miedo me embargaba y sin que el mundo retrocediera, no sabía cómo proceder ante dicho objeto, por lo tanto, he decido cargar, cuidar e intercambiar el contenido de aquella caja. Ella sabía que esos tenis azules andarán para encontrarnos, y a cambio, he dejado en la caja este cuento, su esencia y sus últimas palabras:
¡Me gusta tu azul…!
…lo último que alcancé a escuchar a lo lejos.
Olvido
93

24.9.10

Die Drogen: Jetzt Im Handel

Últimamente mi alemán anda ligeramente dañado, por ello, encontrar información de esta banda resulta bastante complicado, así que he decido contar en español.
Este disco, que lleva por nombre Jetzt Im Handel representa una de las varias tantas golosinas que voy encontrando en la red y que realmente disfruto en momentos lúdicos e irresponsables que sirven de desahogo racional.
Die Drogen es una banda de origen alemán. Hacen un indie-rock-pop-postpunk sumamente divertido, por supuesto esta adjetivo puede causar controversia, pero al escuchar su música, actitud, energía y algunas imágenes se puede observar que es lo que mejor los califica.
Intentan mostrarse agresivos, terroríficos, punketeros e incluso violentos, pero rayan en la burla, humor negro hasta la comedia. No sé si eso sea parte de su imagen, pero a mí me gusta, me divierten.
Para que den cuenta de lo que hablo, les dejo el video de “Süchtig Nach Dir” el cual es de lo más gracioso. Aclaro que esta canción no se parece en nada al resto de las canciones e inclusive no hay parecido entre una y otra, pues realmente, todo el disco, incita a gritar, moverse, correr, incluso a explotar.

video


Azure Ray: Drawing Down The Moon

Hace rato que este disco gira en mi tornamesa, pero no había podido escribir sobre él, hasta que hoy comenzó a girar, así que ahí va.
Después de 7 años, estas niñas de Azure Ray regresan con Drawing Down The Moon que saldrá en este mes y que juega un papel de relanzamiento ante la ausencia a la que han dejado a Azure Ray por trabajar como solistas.
Me encantan sus voces etéreas, sencillas y delicadas que muestran a lo largo del disco con algunos acordes de guitarra de fondo que hacen parezca una historia de fantasía. Acordes simples, estéticamente bien logrados que permiten disfrutar algunas emociones o al menos ser conscientes de ellas y el lugar donde se posan, sobre todo si se escucha en el olvido de uno mismo.
En Drawing Down The Moon nos muestran un dream pop muy bien logrado, así como una especie de Folk con algunas mezclas electrónicas que le dan otorgan un matiz diferente y que permite sobrellevar una línea bastante cómoda, acogedora y seductora.

Algunas canciones como “Larraine”, “On And On Again” y “In The Fog” demuestran la fantasia sónica de la que hablo.

23.9.10

Reemplazo

Mis oídos han recopilado historias y versiones que hace tiempo no dejaban penetrarlos; palabras que simulan amistades, manos sacrificadas al fuego ante mi imagen, realidades que se crean a través de fantasías y rostros ajenos que dicen reconocerme, algunas intentan rozarme y otras tantas susurran halitos enternecedores que me secan las lágrimas una vez que me toca su humedad.
En cada espacio fui encontrando letras ahorcadas, algunas mutiladas, otras perdidas y sin sentido, unas más quebradas, suicidas, rotas, con cuerpo pero sin sangre, todas ellas con rostros ajenos iguales a los que conozco, con carcajadas evaporadas entre paredes que lo último que guardan son recuerdos y quejidos de una sociedad herida, falta de uno mismo.
Los zumbidos que creen que me pierdo cuando sigo reflejándome en el espejo; la música encuentra una barrera que me impide mover los dedos porque los abandone con el anillo y, aún así no dejo de exaltarme nocturnamente por el simple hecho de vagar entre grietas urbanas provocadas alguna vez por mi cotidianeidad.
Mensajes que invocan mi presencia justo cuando ando a su lado, aunque sin sombra, ligeramente incompleto como cuando duermo. Después voces que estallan ante mi indiferencia y mi responsabilidad de pasear mi calzado… ¿A pesar de dejar los colores en el pantalón que llevo puesto?... a pesar de que esa voz se multiplica cual alegoría molecular.
Los gritos de un vaso vacio me culpan de su inconsistencia, para callarlo me limito a saciarlo de mí, lo que provoca que el entorno cobre un matiz distinto por el que me desplazo. Cada objeto, de un instante a otro, parece tener conciencia y sobre todo memoria, cuentan lo que les he dejado cargar o, los menos, con lo que me han ayudado, sin embargo, pienso, habría que reemplazar a alguno por los recuerdos innecesarios que embarga… me empujan hacia fuera.
Olvido
93

Hello Seahorse: Lejos. No Tan Lejos


Después de 3 discos, en el cual Bestia ha sido el que mayor impacto y reconocimiento ha tenido. Ahora, Hello Seahorse! Lanza su 4º álbum titulado Lejos. No tan Lejos el cual mantiene una línea muy similar que su disco anterior, aunque no deja de ser más comercial, no sólo el disco sino el grupo mismo, detalle que últimamente es parte de una gran diversidad de grupos.

El disco es grandioso, nos lleva de un estado de ánimo al otro de una manera impertinente, frontal, descarada, no sólo a través de los instrumentos y recursos electrónicos de los que hacen uso, inclusive con la excelente combinación y tonalidades que la voz de Denis le imprime, quizá por ello no es casual que sea invitada a cantar con Broken Social Scene o que la banda sea telonera de Jarvis Cocker, The Whitest Boy Alive, Beastie Boys, M.I.A y varios más.

Ocasionalmente alegre y esporádicamente oscuro, espontáneamente barroco y descaradamente indie-pop-rock son algunos de los territorios que recorremos a grandes saltos en Lejos. No tan Lejos. En algunos momentos me recuerda a (perdón por el comparativo pero al ser nacional buscaba una analogía similar) Santa sabina, sobre todo en su disco Mar Adentro En La Sangre.

Me encantan las canciones de “Casa Vacia” y “Un Año Quebrado” porque creo condensan todo lo que el álbum nos ofrece o encontraremos en su andar. Por supuesto no descartaría “7 Días”, “La Tumba”, “Me Has Olvidado” y “Lejos. No tan Lejos”.

22.9.10

Belle & Sebastian: Belle and Sebastian Write About Love


He dejado de escribir simplemente porque la mayoría de las veces no sé como describir las notas que se me dan. Y aún no sé cómo hacerlo.

Mi entusiasmo por tener a Belle & Sebastian Write About Love, el nuevo disco de Belle & Sebastian, me carcomía, revisando la red constantemente para saciar mi curiosidad una vez que se haya filtrado; leyendo algunos comentarios con relación a lo que se esperaba o limitándome a la escucha de su sencillo, el cual no llenaba mis expectativas.

Algunas noticias en las que se mencionaba la participación de Norah Jones o, aún con mayor eco, la de la actriz Carey Mulligan en el sencillo Write About Love.

Por fin, voy en la 4ª escucha del disco y no logro encajarme o viceversa en él. Es cierto que mantiene este pop retro que tanto me gusta y que los caracteriza. Una línea muy característica de Murdoch se escucha por todas y cada una de las canciones, inclusive la forma en que Norah Jones se adapta fácilmente en la canción de Little Lou, Ugly Jack, Prophet John”.

Es cierto que se mantienen las voces dulces de niñas tiernas que potencializan esas letras de amor y desamor o las guitarras y percusiones clásicas que invitan a girar al mundo alterno de la nostalgia. También que el título del disco y la portada le va más que perfecto al grupo.

Sin embargo, hay algo que me hace falta, esa tristeza emocional que dejaron de lado o simplemente no supieron encontrarla y que bien había reflejado Murdoch en God Help The Girl.

Una especie de sensación que va más allá de la letra y que sólo encontré en “I Want The World To Stop”, inclusive invita a caminar bajo intempestades climatológicas. Una tristeza o neostalgía no fingida, no forzada, sólo así, como debe de ser, sonar y sentirse.

Aclarando, el disco no decepciona, por el contrario, me agrada, solamente necesitaba una dosis más fuerte para combatir la algarabía que inunda mis habitaciones.

Deben de escuchar “I Can See Your Future” la cual podría estar incluída en el disco de God Help The Girl, “Come on Sister”, “Little Lou, Ugly Jack, Prophet John”, “Write About Love” y por supuesto “I Want The World To Stop” lo cual puedo facilitarles.

Por cierto, el disco saldra el 11 y 12 de octubre, días despues de su esperado concierto por estas tierras.


video

31.8.10

10 artists, 10 songs, 10 videos, 50 years of Dr. Martens


Al parecer, las marcas comenzarán a explotar el auge de diversas bandas que a pesar mío, están cayendo en una línea comercial, aún cuando la marca para que se trabaja, haya, esté y siga marcando tendencias.

Ahora es el caso de Dr. Martens, aquellas que alguien en algún momento de sus vidas a deseado (independientemente de llevarlo a cabo o no por su estilo e imagen de vida) unas botas de esta fabulosa marca. Éstas que han cubierto todos los estratos sociales, géneros, preferencias, gustos, y demás.

Para este año celebra su 50 aniversario y, para crear mayor diversión en la fiesta ha producido un disco en el cual volvemos a la mezcla de artistas actuales con música de antaño (léase tiempo abajo Levi´s). Pero, por supuesto, la tarea era superar lo realizado ya, por ello, el paquete no sólo incluye 1 disco con 10 temas, cada tema lleva un video especial según la canción, artista y grupo interprete.

No podemos decir que todos sean de mi agrado, ya sea por el video o la interpretación misma, pero si que hay varios de ellos que merece la pena escuchar con oídos y ojos.

Entre ellos puedo mencionar interpretaciones de Black Rebeld Motorcycle Club con el cover “Dyrty Old Town” del grupo The Pogues, con un descriptivo emocional en blanco y negro. Manteniendo el tono de grises y blancos se encuentra “If The Kids are United” de Sham 69 interpretado por The Duke Spirit, que si bien había hecho ilusión en letras pasadas a los objetos que ignoramos ocasionalmente en las fiestas, en este, las emociones son los que crean la movilidad en los objetos, es decir, los cuerpos, ojos, piernas, manos, cabello, sudor, etc de cada uno de los que salen a cámara, emocionalmente un placer verlo, además de que debería de ser la emoción plasmada de una Dr. Martens.

En otro sentido encontramos un par de videos en el que el arte (divertida y sorprendente) se amoldaron perfectamente a 2 grupos en los que su sonido no podía crear mejores imágenes, el primero es Cinematic Orchestra con la canción “Lilac Wine” de Jeff Buckley y NASA interpretando una canción de Max Romeo que lleva por nombre “Chase de Devil”. En ambos la animación es grandiosa.

Por último, podría mencionar las excelentes interpretaciones de Noisettes con “Ever Fallen in Love” de The Buzzcocks y Raveonnetes con “I Wanna Be Adored” de Stone Roses, videos a los que estamos acostumbrados, pero que la forma de interprertarse es extraordinaria.

Otras bandas están presentes, pero creo que es suficiente con lo anterior. El conflicto que me genera es el video que pueda dejarles de ejemplo, pues hay más de uno, pero a pesar de ello pueden escuchar, oír, aprender, ver, sentir desde su página:

http://50.drmartens.com/



video

25.8.10

Una letra

Hoy me di cuenta que una letra puede llevarse de un lugar a otro con todo el cinismo que la embarga, no importa de quién o de cómo venga, la responsabilidad de ésta se le puede generar a uno u otro par de ojos sin importar que esos ojos sepan el origen de la misma.

Hoy me di cuenta, justo cuando volteo al cielo dentro de mi habitación, que la letra se quedo muda.

Hoy me di cuenta que las letras no tienen sonido, sólo se sienten, y esto se potencializa cuando uno le imprime la carga, no a la letra, sino a la marca que la hace o por la que se creó.

Hoy me di cuenta de las letras que he pisado durante el día, hasta que la suela de mis tenis reclamaron su cansancio, entonces, las que cayeron en mis hombros replicaron, gritaron y se unieron a las de mi cabello para que me diera cuenta de que continúan alimentándose de mí.

Hoy me di cuenta del silencio, ante el cuchillo de mis dedos, que las letras guardan constantemente, para gritarme y reclamarme, sus ansias por dejarme sangrar.

Hoy me di cuenta que no me he dado cuenta de nada y que cada letra me sorprende constantemente justo cuando se descuelgan e intentan suicidarme.

Olvido

93

LCD Soundsystem: I Can Change


Como se sabe, LCD Soundsystem se ha despedido con su disco denominado This is Happiness. Pero, quizá, como un post-Lp, James nos muestra un pequeño Ep de remixes, en él encontramos 5 rolitas que nos permiten reconfigurar, entretenernos y divertirnos con una excelente canción dentro del caleidoscopio.

En este Ep encontramos la canción original, que le da nombre a esta golosina, I Can Change”, en éste encontramos un remix de la misma por Tiga; 2 versiones creadas por Stereogamous y mi favorita, rompiendo esquemas, orden y sinergía, por Soulwax con la canción de “You Wanted A Hit”, que realmente le da otro sentido y sensación.

Realmente vale la pena escuchar estas versiones para no perder la sorpresa en un día al que le quedan 24 hrs, si bien nos va.

The Clientele: Minotaur


Con una música que me recuerda en momentos a los sonidos de mi cuchara golpeando diversos vasos de cristal, algunas caminatas veraniegas campestres o saltando entre charco y charco o andansas por la orilla de la carretera a la espera del camión de gas para que me lleve gratuitamente a la ciudad más cercana después de caminar varios muchos kilómetros y sin importarme del todo lo que gira y se presenta a mi alrededor, The Clientele nos presenta su nuevo disco Minotaur (que aún creo no es el mejor), el cual verá la luz a finales de mes.

Un bello dream pop de principio a fin, marcando una pausa a la mitad del disco con “N°33” en donde escuchamos un solo de piano que da pauta para entrar en la recta final de lo que ha creado. Una especie de justificación para romper y dejarnos con ganas de la canción número 9 que ya no llegará.

Bellamente terminado con “Nothing Here Is What It Seems”, lo que permite dar replay y comenzar de nuevo con la fabulosa canción que da nombre al disco “Minotaur” o “Gerry” y porque no, encontrar el punto de mayor diversión en “As The World Rises And Falls” para entrar de nuevo a esa inclinación emocional con “Strange Town”.

Entonces, me doy cuenta que el disco tiene un error por no encajar con mi sentido, así que de ahora en adelante comienza en la 8 y termina en la 7.